Nadie tiene derecho a jugar con la reputación de la marca “Veterinaria”

Hoy voy a compartir una reflexión sobre la insospechada importancia de la comunicación en el ecosistema de la profesión veterinaria.

Uno de los lamentos más repetidos por los veterinarios es el escaso reconocimiento que, en ocasiones, la sociedad otorga a nuestra profesión. A pesar de que somos responsables, junto con los médicos, del mantenimiento de la salud de las personas. También del control de las enfermedades de los animales, del incremento de sus producciones, en cantidad y calidad con lo que intervenimos directamente en el mantenimiento del bienestar de la población humana… Entre otras tareas.

Estos cometidos bastarían para que la profesión gozara de una excelente imagen y reputación. Son muchos los esfuerzos que desde instituciones y diversos foros se están realizando para poner en valor nuestra profesión y ganar la consideración y reputación que sin duda nos merecemos. En este punto, es imprescindible que los veterinarios vayamos a una: todos los estamentos y miembros de la profesión estamos implicados.

Por eso me sorprendió un post que el Colegio de Veterinario de Málaga publicó en su página de Facebook. Realmente lo que me llamó la atención fue alguno de los comentarios. La imagen explica mejor lo que quiero decir.

Cuando alguien se comunica en un foro estrictamente personal, allá él con lo que hace con su “marca personal”. Si lo hace como miembro de una empresa, sus intervenciones públicas afectan a la imagen de la empresa. Y si pertenece a un gremio profesional sus opiniones, cuando se realizan en entornos profesionales, pueden afectar a la reputación de la profesión.

Y este es el caso. Un veterinario interviene frente a otros veterinarios con un tono como poco, reprobable. Las páginas de Facebook están abiertas a todos los usuarios ¿qué pensaran nuestros clientes cuando vean el tono que somos capaces de mantener en nuestras conversaciones? ¿esta imagen ayuda a revalorizar nuestro trabajo frente a los ciudadanos? Cada uno de nosotros representamos a la profesión veterinaria en cualquier intervención pública que realizamos.

Los códigos de conducta no solo son recomendables sino que deberían ser, en cierta medida, obligatorios. Y si las normas no obligan, lo debe de hacer la inteligencia.

Cartel colegio veterinarios iva

“Pero ¿qué mierda es esta?” es el primer comentario que se podía leer en una entrada de la página del Colegio de Veterinarios de Málaga y que informa de la distribución de un cartel sobre la subida del IVA en las clínicas veterinarias. Ni que decir tiene que el comentario no va dirigido a la subida del IVA, lo cual tendría justificación, sino que critica la acción de otros colegas.

Algunos consejos a vuelapluma

  • No estaría de más que Colegios, facultades, etc. informaran sobre una política adecuada de comportamiento en las redes sociales. Los códigos deontológicos y de conducta deben tener en cuenta las nuevas tecnologías.
  • Evita el lenguaje soez y los insultos en las redes. Nunca sabes el alcance que pueden llegar a tener. Es mejor descalificar por teléfono o en persona. Es más directo y en caso de llevar la razón, te deja más a gusto.
  • Sigue algunos principios: honestidad, respeto, responsabilidad profesional, sinceridad, cercanía, transparencia, lenguaje cuidado… Lo normal.
  • Ante un ataque injustificado o maleducado que pueda deteriorar la marca “Veterinaria” la mejor respuesta es ignorarlo o darle una réplica formal. Sin entrar al trapo. Aplica la norma Don’t feed the troll. Al fin y al cabo muchas veces los “trolls” solo buscan hinchar su ego. No les ayudes.
  • Establece estrategias en las redes y páginas web de las que seas responsable para evitar que este tipo de comentarios puedan expandirse. No hay que eliminarlos salvo que atenten contra principios éticos profundos o contra la legalidad, pero sí mostrar una cortés indiferencia.
  • Y por último, hay que hacer caso a las abuelas: los trapos sucios se lavan en casa. Ellas sí que saben aunque no utilicen las redes sociales.

La reputación veterinaria es el reconocimiento que la sociedad hace del comportamiento de los profesionales. Es un juicio de valor. Y en mi opinión el ciudadano puede relacionar la reputación de una profesión con el valor económico de los servicios que presta. Así de claro y de trascendente para todos.

16 Respuestas a “Nadie tiene derecho a jugar con la reputación de la marca “Veterinaria”

  1. Ya en el Paleolítico inferior los humanos se agrupaban en ‘redes sociales’, y seguro tenían sus reglas de comportamiento social…me parece estupendo lo que comentas Javier, no son buenas estas declaraciones en un entorno en el que debe dominar otra dialéctica, o cuando menos otro estilo de dialéctica. Existen muchas figuras literarias (Ej: ironía) de las que echar mano para comunicar un mensaje de forma más adecuada, ¡usemos el castellano y toda su riqueza!
    Y en cualquier caso, el destinatario debería reaccionar de forma coherente con su posición, no dejar pasar estas oportunidades para reafirmar sus acciones con argumentos objetivos y claros

  2. Los veterinarios somos relativamente pocos pero no hemos constituido nunca, por ahora, una comunidad que defienda sus intereses como tal colectivo.
    Nos sentimos frágiles frente al cliente, no sabemos vendernos (la gran mayoría), regalamos servicios, regalamos mucho tiempo.
    Tendríamos que aumentar nuestra autoestima y respetarnos los unos a los otros. Un grupo que se autovalora y cuyos miembros colaboran entre sí es fuerte. Nosotros vamos cada uno a la suya. Así nos va.
    Una vez leí en la revista PADI para profesionales del buceo (para poner un ejemplo que nada tiene que ver con la veterinaria) un artículo titulado: “¿Tu mayor enemigo es el club de buceo más cercano?”
    Por precio, por proximidad, lo parece. Pero en realidad tu ENEMIGO no es éste. Tu enemigo es que a tu cliente (buceador en el ejemplo) le interese otro deporte: entonces no irá ni a tu centro ni a otro. Gastará su dinero en otro deporte y ni tu centro ni el del al lado prosperarán.
    Los veterinarios deberíamos influir en los medios para que nuestros logros sean conocidos y los beneficios de la tenencia de animales nos den prestigio. Así habría más animales y más aceptación del gasto que representa tenerlos.
    Perdonad el rollo.

  3. Enhorabuena Javier, tu aportación nos hace grandes.

  4. Me parece muy exagerado este artículo. Y te lo digo desde el cariño porque sigo tu blog

    • Hola Raúl, ya ves que he tenido mucho trabajo con este post. Gracias por la apreciación. Puede que tengas razón y cuando se habla de estas cosas se tiende a caricaturizar la situación para poner en evidencia y resaltar algo que podría ser un matiz.

  5. bueno parece que no le ha importado al señor Javier ponerme de ejemplo sin saber cuáles son las razones de mi expresión escatológica.Puedo ser ácido, sarcástico, directo o sincero o todo a la vez.El Colegio de Málaga como todos los colegios profesionales son cavernas donde lo que no abunda es precisamente lo que el código deontológico que usted suspira.Maltrato al colegiado, incomptencia y gastos de las directivas injustificados e indecentes, peo es mejor que esto lo denuncien otros, a ver si me van a expedientar por decirles lo que pienso con razón.Rogaría al dueño del blog que retirara inmediatamente la imagen en dónde aparecen los nombres y que se dirija a mi colegio profesional si es que tiene alguna pega.Lo educado, lo ético , lo decente es que me de su nombre y número de colegiado para que así podamos dirimir nuestras diferencias en el Colegio profesional que se supone es para lo único que sirve.Tiene mi correo electrónico que no hará público para dirigirse a mí, eso espero.

  6. Hola Vetman. Que no es ese el tema. En ningún momento me ha interesado quien es el que tiene la razón en la discusión. Y habrá Colegios que sean un ejemplo de gestión y otros adolezcan de muchos defectos. Como en todas partes y en todos ámbitos. Tampoco hay que conformarse, es lícito protestar, faltaría más.
    Trataba de expresar que las formas pueden ser importantes y que el corporativismo funciona y debe de estar por encima de disputas individuales. No hay que deteriorar la imagen que la sociedad tiene de los veterinarios y a mí, personalmente, me gustaría que esa imagen fuera la de profesionales respetuosos, con diferencias pero que saben dirimirlas con elegancia, con valores humanos, etc. etc.
    Y ahora es fácil que las cosas se difundan veter a saber hasta que punto, sin ir más lejos aquí estoy, contestándote en un blog que en principio no lo lee casi nadie y debería haber pasado inadvertido. Pero no es así.
    Luego por partes, atiendo tu ruego de eliminar los nombres porque realmente no aportan más que un toque de realidad testimonial. Es una imagen de una página pública donde cualquiera puede acudir. Pero si eso te ha molestado lo dejaré en el relato con la imagen justa. No hay problema.
    Por supuesto que no voy a hacer público tu correo electrónico. Creo que sería ilegal.
    Y no tengo ninguna diferencia contigo. Simplemente no veo conveniente que entre colegas nos dirijamos con acritud a la vista del público. Tampoco veo inconveniente que en privado haya que desenfundar las navajas, click, click y partirse el alma si la ocasión lo merece.
    Mi nombre es el del firmante del blog y medios para poder discutir sobre cualquier tema los tenemos más que al alcance.

  7. David. Acertado y agudo comentario. Como siempre. Gracias Hilario por tus siempre bienvenidos ánimos y buen apunte Diego.

  8. pues va siendo hora que desde ASIS VETERINARIA pongais a la organización colegial a cabilar sobre los gastos .No sé si te los has leído, bueno como no te colegias pues claro no opinas, pero yo pago mis cuotas para que la OCV haga lo decente y dejar de ser la caverna.Ya sé que el Prwesidente Badiola que es de Zaragoza os tiene en buena consideración pero el interés de los colegiados está por encima de él.Si quieres te cuento para que estés al día.El mundo es un pañielo con las redes sociales, y hay que ser muy cabrón para usar el nombre y el comentario de uno sin saber lo que hay detrás, como comunicador es una falta simple, como periodista es intolerable, como veterinario indecente.Y esto es sin acritud, es mi forma de expresión que si jode a la profesión veterinaria más jodido estoy yo por su culpa.

  9. Ah! y esto de que nadie tiene derecho a jugar con la reputación de la marca veterinaria tengo que decir que siendo colegiado desde hace 22 años tengo todo el derecho como la obligación de denunciar a cualquier compañero que haga del código deontológico papel de limpiarse el culo, de las instituciones que nos representan reinos de taifas para que se aprovechen unos pocos de nuestro trabajo y que se te pega esto de las marcas como Rajoy con la marcas “España”, cuando un país no se compra ni se vende.Yo tampoco.

  10. Lo has dejado claro y como ves sin censura. Desde Asís Veterinaria trabajamos lo mejor que podemos para atender a la profesión. Y precisamente no me importaba en el aspecto comunicativo lo que hay detrás de la noticia o el comentario, sino lo que hay delante, las formas. Para demostrar y concienciar de que, otra vez más insisto, no me parece el camino adecuado.

  11. ¿podías dejar el folleto que hemos pagado todos los colegiados andaluces para informar a nuestra querida clientela que hay una subida del 8 al 23% en los servicios veterinarios de las clinicas veterinarias y que si es usted ganadero y tiene mascotas los mismos servicios se le respetan con la subida de solo el 10%?¿Cuanto te ha costado a tí esto y a todos los que no os colegiais?=0 ¿Cuanto se ha gastado La Organización colegial veterinaria en distribuir una publicación con frecuencia de una vez al mes llamada información veterinaria donde no se habla nada más que de concesiones de premios taurinos y viajes y que, además se puede descargar en formato pdf de la página web de la organización? 300.000 euros (50 millones de pesetas)Es esto lo que hay que publicar a la profesión y a la sociedad de la marca veterinaria.

    • El tema de origen era la importancia que tiene el mostrar toda la elegancia posible, al menos de cara al exterior, porque pienso que eso beneficia a todos los profesionales. Equipararía la comunidad veterinaria en este aspecto por ejemplo, a una empresa. Imaginad que en una empresa los empleados de distintos departamentos se tiraran los trastos a la cabeza en público. En mi opinión esa empresa perdería confianza frente a su mercado. Por el contrario las profesiones que cuidan la imagen (me viene a la cabeza por ejemplo las ópticas) como si todas hubieran acordado mantener cierta etiqueta tienen más fácil mejorar su prestigio en general. El resto es otro debate que puede resultar interesante y que seguro que se está llevando a cabo en muchos foros. Las instituciones tienen sus mecanismos para ir mejorando de acuerdo con las tendencias. Generalmente son lentas pero ocurre así en todos los ámbitos, no hemos encontrado la manera de acelerar estos procesos. En política por ejemplo, por citar instituciones y comunidades realmente complejas, acelerar los procesos de cambio casi siempre ha sido a base de violencia. Y pocas veces ha merecido realmente la pena. Nuestra historia del siglo XX es un claro ejemplo.

  12. No lo entenderás porque no te afecta sino ya estarias dandole cabezazos a la Virgen del Pilar.Dónde se dice que los colegios profesionales y la OCVE tenga que asumir la religión católica por impòsición y que se celebren actos religiosos en nombre de los colegiados?Se deben respetar todas las sensibilidades y ello incluye un acto laico en todo lo que salga de ello, esto es democracia y lo impone la CE .¿Dónde dice que los colegios profesionales veterinarios tengan que dar premios a la tortura animal?.Si así no se consigue nada tampoco se consigue estando callado y, además, es falto de toda ética.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s